10/13/2009

Piedras


Aunque creo que al final, los sueños no son nada más que una excusa...pero una excusa muy gorda.
Son la excusa para vivir.
Por éso a veces, también, se convierten en la mirada nostálgica de lo que nunca fuimos.
Qué putada.

1 comentario:

Anais dijo...

me gusta mucho el texto.

un saludo!